lunes, 10 de septiembre de 2012

La SEC deberá defender su negligencia en el esquema Ponzi de Stanford

David Voreacos y Susannah Nesmith. Bloomberg - Sep 8, 2012

La SEC deberá defender una demanda por negligencia que alega que esa agencia falló en actuar apropiadamente después de concluir que R. Allen Stanford estuvo operando un esquema Ponzi, según sentenció de un juez.

Los inversores Carlos Zelaya y George Glantz pueden proceder con una demanda contra los examinadores de la Agencia que determinaron cuatro veces antes de 2009 que Stanford estaba ejecutando un esquema Ponzi, el Juez de Distrito Robert Scola Jr. dictaminó ayer en la corte federal en Miami. Stanford cumple 110 años de prisión por su fraude de $7 billones.

La demanda afirma que la SEC tuvo el deber "no discrecional" por no informar a la SiPC, agencia que compensa a las víctimas, después de los exámenes en 1997, 1998, 2003 y 2004. La SEC demandó a Stanford en febrero de 2009, alegando un "fraude masivo" en el Stanford International Bank de Antigua.

"Aceptando los alegatos de la parte acusadora como verdaderos, la Securities and Exchange Commission estaba obligada a informar a la Securities Investor protección Corp.," sentenció Scola. "Esta obligación de informar no fue discrecional porque el estatuto de control exige que el informe se haga".

El juez dictaminó que la siguiente etapa del litigio puede ser más apropiada para la SEC en elevar el argumento de la Agencia que no había concluido antes del 2009, de que Stanford estaba ejecutando un esquema Ponzi. Los inversores todavía enfrentan varios obstáculos legales.

El vocero de la SEC John Nester declinó hacer comentarios.

Inmunidad Soberana
En un tribunal el 14 de febrero, la presentación de la SEC instó a Scola para no admitir la denuncia presentada bajo la Ley Federal de reclamaciones de responsabilidad extracontractual, ya que esta no pudo superar la inmunidad soberana de la Agencia.

El organismo sostuvo que estaba protegido de responsabilidad porque tenía discreción para determinar la aplicación o acción reguladora contra Stanford.

"La SEC goza de completa discreción bajo la Securities Exchange Act de 1934 en decidir si investiga y cómo investigar presuntas irregularidades," según la presentación. "Basado en estas exenciones de autoridad, los tribunales han uniformemente rechazado las demandas por la FTCA, desafiando las decisiones de la SEC respecto a cómo investigar un presunto infractor."

Scola también desestimó el reclamo del inversor ya que la SEC tenía el deber de negar la renovación de la matrícula anual de Stanford.

En 2010, el inspector general de la SEC emitió un informe criticando las cuatro investigaciones anteriores de las operaciones de Stanford. Los examinadores concluyeron en 1997 que Stanford "era probable que operaba un esquema Ponzi".


Complejidad del Esquema
Cada vez, la Agencia decidió contra una investigación completa. Los investigadores de la División de Aplicación de la SEC también fueron notificados por denunciantes que Stanford podría estar funcionando en un esquema Ponzi, y fallaron en seguirlo, dijo el informe.

El inspector general encontró que los investigadores se alejaron del caso debido a la complejidad del esquema, prefiriendo abordar temas más fáciles porque el personal pensaba que ellos estaban siendo evaluados basados en el número de casos que ellos hicieron.

"Como resultado, casos como el de Stanford que no fueron considerados como 'golpe rápido' no fueron alentados," encontró al inspector general.

La abogada de los inversionistas, Gaytri Kachroo, dijo ayer que la decisión del juez era la primera en superar la inmunidad soberana de la SEC.

"La sentencia dictada hoy es una declaración audaz y una advertencia al Gobierno: Si usted falla en llevar a cabo sus obligaciones legales para proteger al público contra el infractor con enormes repercusiones para la inversión pública, usted será responsable," dijo la Kachroo en un comunicado.

El caso es Zelaya v. United States, 11-cv-62644, U.S. District Court, Southern District of Florida (Miami).

No hay comentarios:

Publicar un comentario